octubre 27, 2012

¡Si se puede! Visita a Nuevo Porvenir – San Martín

Visita a Nuevo Porvenir: Sin duda el día de ayer 26 de Octubre son uno de esos días que no puedes dejar de pensar en mucho tiempo, por el impacto que causa cuando la naturaleza nos recuerda la fuerza que tiene para alterar cualquier tipo de vida tranquila y estable.

Salimos con un solo objetivo, junto a un gran amigo CARLOS TUCTO “Llegar a caserío NUEVO PORVENIR” sin saber mucho de como llegar y si ya era accesible tan solo con una fuerte convicción de querer y con nosotros apoyo para nuestros hermanos que ahora les toco pasarla mal, con esto quisimos decirles que NO LOS OLVIDAMOS no importa donde estén igual nos acordamos de ellos.

Por equivocación primero llegamos a la ciudad de PICOTA, nos indicaron que el camino por allí es muy lejos y accidentado para ello deberíamos regresar a Puerto Sangama de allí cruzar el Rio Huallaga en vote para ir por un camino un poco accidentado, al llegar al mencionado puerto nos indican que no hay pase pues deberíamos ingresar mejor y mas rápido por SAUCE, con esa información regresamos al ingreso al llegar a SAUCE preguntamos como llegar a NUEVO PORVENIR, teníamos información que aun faltaba mucho y que mas arriba la moto no podría pasar por que siguen las lluvias constantes, teniendo claro lo que queríamos y cual era nuestro objetivo no dejamos que los comentarios no amilanen solo deseábamos cumplir nuestro objetivo.

Nos encaminamos carretera adentro solo con información encontrada de los pobladores que encontrábamos en camino, después de un largo recorrido horas arriba nos daba la bienvenida una fuerte lluvia la misma que solo nos mojó por un momento y tampoco con eso nos detuvimos, al llegar al último caserío antes de NUEVO PORVENIR hasta donde llegaba el asfaltado los pobladores comentaban que de allí para arriba no estaba enripiada y estaba muy fea, adicionando que las pendientes eras demasiado pronunciadas, igual desdimos seguir hasta donde no podíamos pero no dejarnos llevar por comentarios, pues la información de la carretera accidentada si fue verdadera y que estaban muy pronunciadas los cerros si era verdad y también por nuestro lado teníamos muy bien nuestra fe en llegar y seguimos.

Pasando un poco de vegetación silenciosa peleándose con el malestar del camino pudimos ver desde arriba lo que significó la furia de un pequeño riachuelo que al desatar su fuerza puede mostrarnos que es implacable e invencible.

A pocos 2 minutos de nuestro destino nos esperaba cruzar la que quizá fue nuestro último desafío, el riachuelo que a su paso dejó muchas piedras y aun con un poco de caudal, que para llegar desvariamos de cruzarle no podíamos frustrar nuestra meta después de mucho recorrido no llegar así que desdimos cruzarle no importa si nos mojamos, mi amigo CARLOS TUCTO fue el designado a cruzarlo manejando y bien que lo hizo en unos minutos ya nos encontrábamos al otro lado y a 2 minutos estábamos llegando a nuestro objetivo, sintiendo una clara desolación en los que se encontraban en ese momento miradas entristecidas quiza sin entender por qué les toco a ellos ahora y de esa forma.

Al preguntar los detalles de los mismos protagonistas de las tristes escenas se pudo entender que aveces la vida te pone frente a desastres que no puedes describir o entender, ¿como paso?, ¿por qué ahora?, y muchas preguntas mas sin poder responder solo sabes que paso y ese paso se llevo a familias completas y dejando huérfanos que de ahora en adelante no sera sus vidas la misma.

Arrancar con tanta facilidad vidas, aun los que perdieron familiares que aun no encontraron sus restos siguen saliendo para ver si pueden aun después de muchos días encontrar a sus familiares para darles así una cristiana sepultura.

Apoyarles con algunas donaciones que llevamos podemos sentir que aun hay hermanos que nos necesitan de nosotros que si existen están allí esperando por nosotros que nos pongamos de píe y que esto nos puede pasar a cualquiera en cualquier lugar, hoy les toco a ellos y debemos llevarle una esperanza de bien para ayudarles a dar fuerza y se paren de nuevo como nos demostraron lo grande que son y seguir sonriente a la vida.

Al regresar pensaba en lo que un ser humano puede resistir, lo duro que nos hace la vida dependiendo las circunstancias, FUERTES, VALIENTES, pude yo catalogarlos solo con verlos.

Solo en adelante podemos sacar enseñanzas para poder tomar precauciones frente a la naturaleza  y siempre estar preparados a lo que pueda pasar en cuanto a desastres naturales y a dejar de seguir alterando nuestra naturaleza ya QUE LO QUE HAGAS SI CUENTA por mas pequeño que parezca.

No quiero dejar de agradecer a quienes son grandes personas con un buen espíritu de apoyo, que se sumaron para apoyar y llevar así un poco mas en nuestras donaciones: Familia Silva Chinchay de la ciudad de Trujillo, tíos gracias.